JUAN MARTÍN DEL POTRO Y SU NOCHE DE PELÍCULA

JUAN MARTÍN DEL POTRO protagonizó un regreso de película al circuito después de dos años y medio parado y con cuatro cirugías a cuestas, con el Argentina Open como excusa y un partido ante Federico Delbonis en el que mantendrá una atmósfera única que solo el puede lograr en el tenis argentino.

La presencia de los héroes de la Copa Davisdel fenómeno que le discute la hegemonía a los gigantes de esta época, Federer, Nadal y Djokovicven a respirar desde temprano en los alrededores del estadio, con muchísima gente yendo y viniendo, el tránsito vehicular complicado y la irrupción de los trapitos por primera vez en mucho tiempo.

El anuncio de su posible retiro, un momento que sus fanáticos vieron venir pero que no dejaron de sorprender, fue el detonante que motivó que se agotaran las entradas para el martes tres días antesalgo que no se logró desde la época de La Legión.

Su presencia en el circuito cada vez más esporádicas planteó la respuesta del público que además no lo disfrutaba en Buenos Aires desde 2006, cuando era un joven de 17 años que prometía, lejos de las hazañas que lograría después.

Por eso se acercaron a verlo desde Gabriela Sabatini Hasta otros destacados del deporte como Sergio “Oveja” Hernández, el ex DT del seleccionado de básquetbol, ​​con su pareja la ex Leona, Noel Barrionuevo. También desde el fútbol fueron Enzo Pérez y Hernán Crespo.

La presencia Xeneize para un fanático de Boca como Delpo no faltó en el estadio porteño, con Sebastián Battaglia, en la cabeza junto a su ayudante de campo, Juan Kuproviesa. Tampoco falto a Rolando Schiavi, amigo personal del tandilense.

En su salida a la cancha tronó el “Delpo, Delpo” y también otro clásico: “Y pegue, Delpo, pegue”seguido de una estruendosa ovación, posiblemente la ultima so cumple lo que anunció respecto que -después de Río de Janeiro- le dirá adiós al tenis.

(Visited 31 times, 1 visits today)