juego para desafiar al tiempo

Tras casi cinco décadas de existencia, La Liga de Veteranos de Fútbol de La Habana continuó sus andares, contra viteo y marea, pesa sobre las dificultades que ha enfrentado.

Además, contó con el apoyo de Pedro Miret, quien fue piedra angular en el déarrollo de esta, pero en la actualidad, este particular torneo se sostiene, en una mayor parte, con lo que aportan sus miembros, que se resisten a ver clear up algo que es parte de sus vidas y de la historia de este deporte en Cuba.

Un terreno histórico, para un torneo veterano

In los comienzos, no se jugaba exactamente donde se hace hoy, sino metros más adelante, en un pequeño terreno que había cerca de donde radica el Ministerio de la Alimentación. En la actualidad, se desarrolla en el mítico estadio de La Polar, cuál atesora gran historia dentro del balompié de casa y que ha sobrevivido a múltiples fenómenos naturales.

Los accidentes del destino que sufrió esta mítica instalación han sido varios. Luego de haber inaugurado el 20 de octubre de 1929, en 1945 un ciclón detruyó el Campo de la Polar y tuvo que jugarse el torneo de aquellos años en otro estadio.

También, el 2 de abril de 1946, las gradas fueron consumidas por las llamas de un extraño incendio y las causas nunca se determinaron.

Además de esto, esta tierra habrá aterrizado con un grado de madera, con un palcos en la parte central en un área de unos 60 metros y bastante destrozada por los nitrógenos del ciclón en la década del 30.

Luego, en esta tierra, se jugó suave, pero después se pudo recuperar para desarrollar la Liga de Veteranos de Fútbol de la capital cubana en los años setenta. El terreno sería remozado más tarde para los Juegos Centroamericanos y del Caribe en La Habana-1982 y se conservó bastante su estructura.

En la actualidad, la tierra combina la yerba sintética con la natural, pero falta mucho aún para que la instalación esté en óptimas condiciones. No obstante, eso no impide que se déarrolle, cada fin de semana, la Liga de Veteranos de la Polar.

Liga de Veteranos de Futbol
Hansel Leyva Liga de Veteranos de Futbol

¿Cómo funciona la liga de veteranos de La Polar?

La Liga de Veteranos es un torneo que cuenta con una variedad de generaciones de futbolistas cubanos. Fundada en la década del 70, se ha mantenido hasta la actualidad. Las atletas integran que han formado parte de las selecciones nacionales, equipos provinciales o, simplemente, aquellos que son amantes de este deporte.

“Este torneo tiene reglas especiales y la organización es muy buena. Participar en disfrutar de la salud y sobriedad todo, siendo una fiesta familiar, porque es tradición que pasemos cada domingo en familia”, cuenta Enrique (Kike) Ricabart Estupiñán, fundador.

Para Ovidio González, quien fuera director de esta Liga por 15 años, hay un propósito muy claro del evento que los agrupa, cada domingo, a lo largo de tantos años.

“La idea se basó en mantener en activo a las figuras del futbol cubanoque tengan un espacio para intercambiar, recordar su etapa como jugadores y sobre todo, que pasen un rato agradable junto a su familia”.

Según detalla Henry Ordóñez Madrigal, administrador de la Liga, esta se divide por edades y los equipos, por supuesto, se conforman atendiendo a la misma. No obstante, se pueden encontrar muchos que nos son, exactamente, “veteranos”.

“Estamos incorporando también a jóvenes, así que lo mismo puedes encontrar equipos con personas de 80 años, o conjuntos de jóvenes de 20 o 30. La idea es que el fútbol no muera e ir garantizado la membresía para los veteranos”, explicó.

Además de existencia, el evento se ha mantenido, casi siempre, con el esfuerzo de sus miembros, pues el apoyo externo no ha sido muy amplio -casi nulo, en muchos casos-, algo que representa todo un reto para existir.

“A lo largo de su existencia, el apoyo ha sido nulo. En la actualidad, no ha variado mucho y es muy poco la ayuda que recibimos de las autoridades del deporte. La mayoría de los accesorios para mantener vivo el torneo son aportados por nosotros mismos”, confirmó Enrique Ricabart Estupiñán.

“Las dificultades han sido muchas, en siete años que llevo integrado a esta Liga no hemos contado con mucha ayuda. Si comparamos estos últimos dos años con respecto a otros años, sí ha disfrutado la atención por parte de la Comisión Nacional de Fútbol. Nos han donado algunos balones, incluso, las mallas para la portería fueron obtenidas por mediación de ellos. Por lo menos, ahora dan muestras de interés”, añade Luis Marín, director del equipo de Campo Armada.

(Visited 12 times, 1 visits today)